Domingo 28 de mayo de 2017

 Día del Patrimonio

 

Queridos compañeros y compañeras,

Quiero agradecer en nombre de la Asociación por la Memoria y los Derechos Humanos Colonia Dignidad, la presencia de todos y todas en
este significativo momento que consideramos de gran importancia para la Memoria y el Patrimonio de los ciudadanos de Chile.

Agradecemos la compañía de autoridades nacionales y regionales, la del Diputado Sergio Aguiló, la del secretario ejecutivo del Programa de Derechos Humanos de la Subsecretaria de DDHH, Sr. Fran Moller; a Francia Jamett, directora de la Unidad de Memoria y Derechos Humanos del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes, Ingrid Wehr, directora para el Cono Sur de la Fundación Heinrich Böll, a Carolina Sepulveda encargada de Programa Ciudadanía y Cultura del Consejo de la Cultura y las Artes de la Región del Maule.

Asimismo, agradecer la compañía y fortaleza, a los familiares y exprisioneros políticos que participan de esta ceremonia. También a los compañeros y compañeras de Parral, Linares, San Javier y Talca, en especial a Graciela Barrera,
Gabriel Rodriguez y Luis Peebles secuestrados y torturados en este lugar y que hoy están con nosotros.

A los y las familiares de las agrupaciones de detenidos desaparecidos y ejecutados políticos, destacando a la Sra. Mercedes Fernández, madre de Luis Aguayo, aquí presente.

También quiero saludar muy especialmente a los representantes de todas las organizaciones de derechos humanos y Sitios de Memoria que vienen desde Santiago: CODEPU, PIDEE, CECT, Villa Grimaldi, Asociación por la Memoria José Domingo Cañas, Sitio El Morro de Talcahuano, Corporación 3 y 4 Alamos, Corporación La Serena 16 de octubre, Asociación por la Memoria Venda Sexy, Memoria Nido 20, Centro Cultural de Derechos Humanos Quinta Normal, a la Cátedra de Derechos Humanos de la Universidad de Chile, al Observatorio de Derechos Humanos de la Universidad Diego Portales, y también agradecer a Doris, que viajó desde Temuco para acompañarnos hoy, a Winfried que está siempre presente,

Hemos recorrido un largo camino para llegar a este momento, un camino
duro y difícil en especial para quienes fueron víctimas de los crímenes que se cometieron en este lugar.

Sabemos que  el proceso de reconstrucción de la historia y la memoria de lo vivido ha sido doloroso, sin embargo, hoy podemos decir que hemos avanzado, el reconocimiento de este sitio y de otros que pertenecen al conjunto de inmuebles donde se violaron los derechos humanos en este lugar, como Monumento Nacional en la categoría de Histórico, nos indica que es un camino que valió la pena recorrer.

Agradecemos a quienes nos han apoyado para que estemos hoy aquí instalando una Placa y señalando este lugar como un Sitio de Memoria, al Consejo de Monumentos Nacionales, al Consejo Nacional de la Cultura y las Artes y al Programa de Derechos Humanos de la Subsecretaría de Derechos Humanos.

Sabemos que nos queda mucho trabajo por delante, queremos conocer toda la verdad de lo ocurrido con nuestras compañeras y compañeros secuestrados, torturados y hechos desaparecer desde este lugar. Queremos saber quiénes fueron, cuantos fueron, queremos darles una digna despedida para luego recordarlos siempre.

Verdad y justicia por los crímenes de nuestros compañeros, es una deuda que los Estados de Chile y Alemania deben asumir, les solicitamos hoy,a más 40 años de los hechos aunar esfuerzos y avanzar definitivamente en las investigaciones que nos lleven a obtener toda la verdad y toda la justicia.

Para terminar, recojo el párrafo final de un texto que nos enviara Adriana Bórquez, miembro de nuestra Asociación, compañera quien fuera secuestrada y torturada en este lugar:

“Hemos recorrido un largo camino para llegar a converger hoy frente a este Monumento Nacional – la denominada Kartoffelkeller  de Colonia Dignidad. Es objeto del Patrimonio Nacional para las generaciones que nos prolongan en la Historia. Para mí – y estoy segura que para gran parte de los compañeros de ese episodio represivo – es el ‘Antro’ donde se extravió la esencia de lo que nos hace creaturas dignas y venerables; la Kartoffelkeller es el lugar donde la barbarie mancilló nuestra humanidad”

Margarita Romero Méndez

Presidenta de la Asociación por la Memoria y los Derechos Humanos Colonia Dignidad